UN ESCAPE A BERLÍN

2:38 a.m.


Aquí desde mi cama me reporto mientras me recupero de un virus de larga duración y les prometo como siempre que no me vuelvo a ir por tanto tiempo, pero de verdad no me alcanza para todo lo que quiero hacer y muchas veces no es suficiente para subir foto, escribir, postear, pensar en el siguiente post, ir al trabajo, salir con mis amigas, ir al gym (¡miento! nunca voy al gym) y planear el próximo destino.

Les quiero contar de mi pequeño escape a Berlín por mi cumpleaños, un destino que no estaba en mis planes cercanos pero por amigos o el destino resulté ahí y la verdad que superó mis expectativas, su arquitectura es una mezcla de lo clásico y lo moderno, su arte callejero es arte del bueno (no como si una pandilla hiciera rayones en un muro con pintura en spray) su ambiente fue lo que más me gustó porque no tiene el ritmo agobiante que suelen tener las ciudades grandes y creo que se debe a 2 cosas 1: Hay mas bicicletas que carros. 2: es una ciudad muy bien planeada, las calles son muy amplias y no tiene muchos edificios altos, lo cual hace que se conserve cierta serenidad.

La moda en Berlin se la toman muy tranqui, yo me imaginaba un estilo algo extravagante porque tienen una oferta tan grande como el cielo, tiendas de marcas globales, de lujo, vintage y de diseño local, pero realmente me costaba identificar algún estilo en general o digamos algo que las diferenciara como cuando vemos el effortless chic de una parisina o el extraordinario glamour  de las italianas y notaba que las mujeres allí tienen estilos diversos que podrían verse influenciados por el deporte y la música con un estilo joven y urbano y por otro lado notaba cierta influencia bohemia y alternativa supongo por el arte que mueve y respira la ciudad.

En cuanto a la gastronomía no voy a ser hostil diciendo que aparte de la famosa Currywurst y la cerveza Berliner los alemanes no tienen mucho que dar #SorryNotSorry - eso pasa cuando eres turista y no estás en casa de una familia local- pero ... sí que encuentras una oferta muy amplia de comidas del mundo que generalmente las preparan los de su respectiva especialidad entonces sabe a lo que tiene que saber por ejemplo yo me he comido el mejor falafel que me he comido y me voy a comer en la vida en un lugar llamado Maroush.

 Quick Quizz


Donde tomar un buen café: En todas partes Pd: vayan a Einstein y me cuentan.
Un lugar para un Brunch: What Do you fancy love? plus: prueben el chai latte
Un lugar para cenar: Transit (Indonesia & Thai)
Un lugar para un postre: El helado de semillas de amapola y sésamo en  Zenkichi (Japonés)
Un ritual: comprar algo vintage y obviamente probar la currywurst en un puesto callejero
Un lugar para escuchar música: ni idea
Una librería: Alguna en los cafecitos de Hackescher Markt

bueno... eso fue todo! La verdad que vale la pena ir a Berlin, me gusto tanto que volvería así me duela dejar mi dinero griego en sus manos ¡pero qué digo! si igual ellos vienen hasta acá para llevarselo ... les hice el favor de ahorrarles los impuestos jajajaja.

Un besito.
|K|
                                -----------------------------------------------
Reporting from my bed as I recover from a lengthy case of flu, again I promise not to be gone for so long, difficult to make time for all my activities as I want: upload pics, write, post, planning next entry, going to work, hangout with friends, go to gym (naahh! I never go to gym) and scheduling my next destination.

Let me tell you about my birthday trip to Berlin, I’ve never had this city in my travelling bucketlist but due to the stories from my friends or simply just fate got me there and honestly has surpassed my expectations: its architecture has this mix from classic to modern, street art at its finest (not gang doodle looking walls). Its captivating atmosphere got me delighted, is not the fast moving oppressive beat that some big cities have, mostly because there’s: 1) more bikes than cars. 2) Well planned city, widespread streets and not a huge cityline makes it preserve some sort of composure.

Fashion in Berlin is taken lightly, I was thinking more of a flamboyant style since they have a massive offer, global-luxury-vintage and local brands that made hard to identify some “Fashion Zeitgeist” or let just say that it ain’t that easy to fit the “Berliner Style” as we find the Parisian effortless chic or the extraordinary Italian glamour so established. I’ve noticed a vast diversity of styles from youthful sports-music-urban influence to bohemian-alternative clout moved by the art air Berlin breaths.

 As for gastronomy I’m not going to be hostile pointing that beside famous Currwurst and Berliner beer, Germans has not much to offer #SorryNotSorry – that happens when you’re just a tourist and do not have the opportunity to sit on a ‘Deutsch’ family table… Also I have to state that you can find a large worldwide gastronomy offer, which is prepared by the proper specialists, e.g. I have eaten the greatest Falafel ever @ Maroush!

Where to get a good coffee: everywhere… PS: go to Einstein and let me know how it goes.
Place for brunch: What do you fancy love? Plus: please ask for Chai Latte
Place for dinner: Transit (Indonesian & Thai)
Dessert: mawseed and sesame ice cream at Zenkichi (Japanese)
Ritual: buy something vintage and definitely try the Currywurst at a street post
Place to listen music: don’t ask me
Library: any from the little coffee shops at Hackescher Markt

Well… that’s about it! Visit Berlin is well worth, I like it so much that I would return even if that means leave my Greek earned Euros there ¡Oh Wait! Anyway they come here to take them… I just save some tax for them! Hahahaha





  



















You Might Also Like

0 comentarios